Ortega saca del país a GIEI Y MESENI, ambos de la CIDH

Nacionales

Foto/Nuevo Diario

El gobierno de la administración Ortega – Murillo tomó la decisión expulsar la tarde del miércoles 19 de diciembre al Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes y a los miembros del Mecanismo Especial de Seguimiento para Nicaragua, MESENI quienes forman parte de una misión especial de Derechos Humanos que conformó la CIDH.

Según Amérigo Incalcaterra, el argumento que expresó el canciller de Nicaragua Denis Moncada al momento de comunicarles su expulsión, es que la Secretaria General de la OEA nunca respondió al gobierno sobre la creación de un protocolo de actuación del GIEI sin embargo, Incalcaterra afirmó que eso es falso porque la Secretaria General si respondió a la primera comunicación e incluso a una contrapropuesta que hizo el gobierno, y que fue este último quien no dio respuesta.

Por su parte, Claudia Paz y Paz, dijo que el Estado de Nicaragua no facilitó al GIEI las reuniones solicitadas con familiares de los fallecidos, ni siquiera con familiares de los policías caídos.

Pablo Parenti parte de la delegación de especialistas manifestó que el GIEI no tuvo acceso a los juicios de los detenidos a pesar de que estos son públicos y que están abiertos a cualquier persona.

Pero gobierno no solo expulsó del país a los expertos de GIEI sino  también expulsó al Mecanismo Especial de Seguimiento para Nicaragua, acción que la comisionada Ana María Tello calificó de lamentable y dijo que aunque el MESENI se va del país, continuará monitoreando las violaciones a los derechos humanos.

Presentaran informe desde el exterior

Este jueves 20 de diciembre, se tenía previsto que el GIEI presentara un informe de lo que han investigado en relación a los hechos de violencia y violaciones de derechos humanos que se han registrado en el país desde el 18 de abril al 30 de mayo a como especifica su mandato, sin embargo, las autoridades “sugirieron (al GIEI) no presentar el informe en territorio nicaragüense” y no dijeron el motivo de esta petición, afirmó Incalcaterra.

Para la presidenta del Centro Nicaragüense de Derechos Humanos, Dra. Vilma Núñez, esta acción del gobierno de Nicaragua representa “una muestra de miedo, cobardía y de querer ocultar la verdad” porque el informe del GIEI presentaría pruebas de la represión de la que ha sido víctima la población civil, y espera que los órganos políticos de la OEA y los países de la región “agilicen sus mecanismos” para que en Nicaragua se respeten los derechos humanos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *